“La desodorización con sistemas multilecho de adsorbentes en base alúmina activada concentra, en un equipo compacto, las ventajas de un tren de lavado químico y de una torre de carbón activado, sin necesidad de manipular productos peligrosos. El uso de estos medios filtrantes inorgánicos aporta elevada selectividad y rendimiento, independientemente del caudal y/o concentración de compuestos malolientes, muy difíciles de conseguir con otras tecnologías como los tratamientos biológicos”

Hace ya tiempo que los sistemas de desodorización con adsorbentes de alúmina activada se han convertido en una opción más que interesante para subsanar los problemas de olores que se dan en muchas instalaciones de tratamiento de aguas residuales.

La implantación de equipos pequeños y compactos con alúminas activadas se ha acompañado de criterios novedosos en cuanto al confinamiento de los focos de olor. En este sentido es importante destacar que la desodorización de una zona no se diseña calculando un determinado número de renovaciones de aire en función del volumen de la sala que se va a desodorizar, si no que se trata exclusivamente el foco del olor, encerrándolo en lo posible para que los olores no se dispersen por el resto de la planta/sala.

De esta manera, el aire viciado captado se fuerza a pasar a través de los adsorbentes químicos, que son capaces de eliminar con una eficacia superior al 99,99% los gases presentes responsables de los olores.

Según este criterio, se han desarrollado soluciones de desodorización para cada una de las operaciones que se dan en una planta de tratamiento o de bombeo de aguas residuales y que puedan generar olores, como son arquetas de entrada, pozos de bombeo, zonas de desbaste, decantadores, reactores biológicos, espesadores, deshidratación de fangos, silos de fangos, etc.

Unidades de desodorización

Alphachem, empresa creada en 2012 y formada por profesionales pioneros en el uso de esta tecnología, diseña y construye en España equipos de filtración química que incorporan los productos de Alphasorb, fabricante líder de adsorbentes de alúmina activada.

En los sistemas de desodorización Alphachem se disponen de 2 a 4 lechos de adsorbentes químicos distintos con los que es posible eliminar todos los compuestos malolientes habituales en estaciones depuradoras y de bombeo de aguas residuales municipales. Su alta capacidad y rendimiento para eliminación de los contaminantes,  en tiempos de residencia muy bajos, permite además trabajar con cargas reducidas de adsorbente a velocidades de paso elevadas.

Además del adsorbente químico, los equipos normalmente cuentan con motor aspirador, condensador de gotas y  filtros de partículas.

Estos equipos se incorporan dentro de una solución de desodorización, donde se estudia en detalle y se proponen actuaciones sobre cada uno de los focos generadores de compuestos malolientes.

Soluciones de Desodorización

En cada caso, y después de un estudio pormenorizado de los focos olorosos se diseña una solución con las unidades de desodorización más adecuadas, principalmente en función de los siguientes factores:

unidades de desodorización

–   Caudal de aire viciado que se va a tratar

–   Concentración de los compuestos malolientes

–   Características propias del foco de olor

Las reducidas dimensiones de los equipos posibilita la implantación de la solución al lado del foco oloroso, de manera que se reducen considerablemente los conductos necesarios.

Hay varios tipos de unidades de desodorización, con el adsorbente químico a granel, o en módulos, para tratar desde el caudal más bajo hasta 80.000 m3/h. Para caudales superiores se pueden utilizar varios equipos.

La suma de las actuaciones sobre cada foco de olor será la solución global para el tratamiento de los olores.

Algunos ejemplos

  • Espesadores de fangos. Con un pequeño equipo de la gama SF es posible realizar su desodorización. Para la línea de fangos, hay diferentes soluciones de confinamiento de olores y tratamiento con estos equipos.
  • Decantadores primarios cubiertos. En este caso, es necesario recurrir a un equipo de la gama SFM, que incorporan varios lechos de módulos de adsorbente químico, capaces de tratar caudales elevados. Esta solución puede darse en cualquier operación confinada de la línea de agua.

img4

 

Ventajas sobre los métodos tradicionales de desodorización

La tecnología Alphachem de desodorización por vía seca mediante alúminas activadas impregnadas presenta numerosas ventajas frente a los sistemas tradicionales de desodorización en tratamiento de aguas residuales, basados en carbón activo (normalmente impregnado en NaOH), biofiltros, o lavado químico de gases (entre 1 y 3 etapas, ácida, básica y oxidante):

img5

– Los sistemas tradicionales suelen contar con grandes infraestructuras de captación y canalización de gases hacia un sistema centralizado de tratamiento, lo que genera un coste elevado en conductos y un mayor consumo eléctrico para la impulsión de gases.

– Los adsorbentes de alúmina activada admiten un amplio rango de caudal y concentración de gases contaminantes, y su rendimiento no se altera con la variación de los mismos, como ocurre en el lavado químico y los biofiltros.

– La pérdida de carga de los adsorbentes es baja y están activos al 100% desde el momento en que comienza a trabajar el equipo.

– Su alta eficacia asegura la ausencia de olores a la salida de la unidad (los biofiltros no presentan rendimientos elevados y el carbón activo trata preferentemente el sulfuro de hidrógeno).

– Las variaciones de temperatura y de humedad relativa pueden dar lugar a importantes problemas de aglomeración del lecho de carbón activado, aumentando notablemente la pérdida de carga del sistema y reduciendo por tanto, el rendimiento de la desodorización.

– Es posible cambiar o ajustar la carga y tipo de adsorbente químico para hacer frente a nuevos o inesperados contaminantes.

– Es posible determinar el grado de agotamiento de los adsorbentes con exactitud mediante análisis químico, lo que facilita el seguimiento y la previsión de sustitución. En el caso del adsorbente impregnado en permanganato de potasio también es posible estimar su actividad por el color del medio filtrante.

– Resulta muy rentable para caudales y/o concentraciones medias y bajas.

– El sistema de desodorización a través de pequeñas unidades independientes es muy flexible, apenas tiene mantenimiento y soluciona individualmente cada foco de olor al tiempo que se optimiza el rendimiento del adsorbente.

Compuestos malolientes más habituales en aguas residuales municipales

– Ácido sulfhídrico, o sulfuro de hidrógeno (H2S). Es el más habitual. Genera  olor a huevos podridos y crea problemas de corrosividad ambiental que afectan a los equipos electrónicos de control. A elevadas concentraciones se pierde su percepción olorosa llegando incluso a ser letal ante una breve exposición.

– Mercaptanos, normalmente metil o etil mercaptano. Presentan un umbral de olor muy bajo, por lo que con muy poca presencia son capaces de generar una gran molestia.

– Compuestos orgánicos volátiles (COVs). Grupo muy amplio donde podemos encontrar compuestos como tolueno, xileno, limoneno y otros, muy molestos por su olor. En ocasiones, se producen efectos sinérgicos de manera que el olor resultante de la mezcla puede ser más molesto que la suma de las incidencias de cada uno por separado.

– Amoniaco (NH3). Muchas veces su impacto odorífero está sobredimensionado, ya que para que pueda molestar su concentración ha de estar normalmente por encima de 5ppm. Es destacable también su efecto corrosivo sobre la electrónica.

Derivados amoniacales. Dentro de esta familia podemos encontrar los pirroles, escatoles y otros que pueden generar gran contaminación odorífera.

– Derivados sulfurados. Tiocresoles, tiofenoles y sulfuro de carbonilo son los compuestos malolientes más comunes.

Adsorbentes químicos más utilizados

img6

Alphasorb 8 Esferas de alúmina activada impregnada en permanganato potásico, capaz de eliminar sulfuro de hidrógeno, mercaptanos, etileno, formaldehido, SOx, NOx…. Ampliamente utilizado en desodorización, control de corrosión en ambientes industriales, eliminación de etileno para control de maduración de frutas y verduras, purificación de aire en salas blancas, salas limpias y mesas de tallado.

Alphasorb 5 Esferas de alúmina activada impregnada para la eliminación de cloro, flúor, bromo, yodo y gases ácidos (p.ej. SO2). De gran utilidad en la industria para control de escapes de los gases mencionados.

Alphasorb 15 Esferas de alúmina activada impregnada caústicamente para la eliminación de gases ácidos y corrosivos, especialmente sulfuro de hidrógeno. Sus principales aplicaciones se dan en el control de corrosión en ambientes industriales y en la eliminación de olores en depuradoras de aguas residuales. 

Alphasorb 3 Gránulos de zeolita activada, especialmente indicada para la eliminación de amoniaco y derivados en diferentes industrias y aplicaciones.

Alphacarb Pellets de carbón activado de alta calidad, virgen o impregnado según las necesidades de purificación. Productos específicos para la eliminación de COVs, amoniaco y derivados, vapores de mercurio o sulfuro de hidrógeno, así como para acondicionamiento de biogás (eliminación de H2S y siloxanos).

Alphablend 8A Mezcla de alúmina activada impregnada en permanganato y pellets de carbón activado virgen. Es capaz de eliminar un amplio espectro de gases. Muy utilizado en la desodorización, el control de COVs y la mejora de calidad del aire interior en oficinas, hoteles y edificios públicos en general.